27 sept. 2012

"Serenity", Joss Whedon, 2005.

Ver "Serenity" después de que Joss Whedon haya realizado "Los vengadores" (2012) puede tener sus cosas positivas y negativas. Positivas: porque puedes darte cuenta que ya rodaba de una manera fluida, deslizándose la cámara por todos los recovecos de la sala, del pasillo o de la nave en donde se encuentre en ese momento. Porque su sentido del humor era el mismo que ahora. Aunque ahora la verdad domine mejor ambos aspectos.
Negativas: pues que debe ser dificil reconocer todo el mundo o universo de Whedon si no se han visto con anterioridad sus series. Creador de "Buffy, cazavampiros" (1997); "Angel" (1999) y "Firefly" (2002).
Serenity es como un doble capítulo de una serie. Una gran presentación o un gran final según se mire.
La historia comienza presentándonos a River (Summer Glau) y River es un arma creada por los "malos" con poderes supernaturales y sobrehumanos. Un arma humana de alto riesgo que se ha escapado y ahora es perseguido por sus captores. River es salvada primero por su hermano Simon (Sean Maher) y luego por Mal (Nathan Fillion) y la tripulación de la Serenity.
La historia es una continua huida de River y el descubrimiento de porque la quieren matar. Una gran aventura interestelar.
Puede que "Serenity" reavivara las ganas de realizar películas de ciencia ficción con heroinas. Solamente recordar "Aeon Flux"(2005) o incluso las nuevas pelis de Residents Evils....aunque no tuvieron la misma suerte que "Serenity".
Quizás esta peli tenga muchísimos fans por su serie "Firefly" (2002) una serie con una sola temporada y que gustó bastante a cierto público. Por eso dije que podía ser un principio o un final. Pero más bien funciona como una pre-cuela porque nos cuenta de donde sale River y River ya se dejaba ver en Firefly.
Con un comienzo bastante divertido y con esa cámara siempre moviéndose de manera ágil nos sumerge en el mundo de la Serenity como si fuera cualquier nave que ya conocieramos con anterioridad. Salida de "La guerra de las galaxias" (1977), "Star Trek" (1966) o incluso "Pitch Black" (2000). Una peli de ciencia-ficción sin nave no es nada.
Además es divertida, y con bastante sentido del humor sobre todo a través de Mal (Nathan Fillion) y de Wash (Adam Todyk) personajes que nos pueden recordar a la guia del autoestopista galáctico (al libro).
Influencias por todas partes, desde un duelo como si fuera el salvaje oeste, enemigos parecidos a zombies intergalacticos, un virus letal, y un malo que se sale por todas partes: un genial Chiwetel Ejiofor (El operativo).
Lo que también resulta curioso es la moral de la película o lo que nos quiere contar. No diré nada porque contando eso podría restarle interés a la película y a la historia. Pero dejense llevar por una aventura que a veces se parece un poco a nuestra humanidad.
En definitiva una película divertida que dio por finiquitada una serie que contuvo solamente una temporada y que dejó una horda de fanes por todo el mundo.
Lo más On: El malo malísimo Chinewetel Ejiofor y la agilidad de Whedon en la puesta en escena. Y la continuidad que tiene con la serie.
Lo menos On: Algunas veces los actores no dan demasiado la talla. Debía de ser fiel a la serie. Pero con la aparición de Adam Baldwin (Jayne) uno ya se puede quedar tranquilo.
Ahora a esperar "Los vengadores 2"..aunque este año haya estrenado ya "Much ado about nothing" (2012).

23 sept. 2012

"La pesca del salmón en Yemen", Lasse Halströn, 2011.

Es verdad que Lasse Halström está especializado en películas refinadas, clásicas, muy bien terminadas pero que son excesivamente empalagosas y casi siempre predeciblemente románticas.
El director sueco que saltó a la fama por "Mi vida como un perro" (1985) y que por esta peli Hollywood lo fichó y lo convirtió en un director de encargos. Solamente salvaría "¿A quién ama Gilbert Grape?" (1993) y "Las normas de la casa de la sidra" (1999).Pero a partir de "Chocolat" (2000), una película que no entiendo como puede gustar, este director solamente ha realizado películas suaves y románticas/noñas por ejemplo "Querido John" (2010).
Lasse adapta la novela de Paul Torday de el mismo nombre "La pesca del salmón en Yemen".
Y de eso va la peli de intentar pescar salmones en Yemen. Una idea loca y bastante utópica. Pero al final los salmones y la pesca están de más ya que lo que realmente importa es la relación también un poco utópica entre un doctor de biología el doctor Jones (Ewan McGregor) bastante cercano a Sheldon Cooper y una asesora que trabaja para un jeque arabe (Emily Blunt).
La historia comienza bien y con ritmo. Buena presentación de los personajes y con un sentido del humor muy inglés. Kristin Scott Thomas está genial en el papel de jefa de prensa del primer ministro, puede que este personaje nos recuerde un pelín al primer capítulo de la serie "Black Mirror" sobre todo por el poder que ejerce la prensa en estos momentos. Capaz de inventarse cualquier cosa para conseguir un fin. Malos tiempos para el periodismo.
La historia avanza, se van conociendo los personajes, los salmones cada vez estan más cerca de Yemen. Pero llega un momento (la aparición del jeque) en que la historia se estanca, la utopia sigue adelante y el interés decae y la historia se convierte en un romance que parecía imposible entre el doctor Jones y Harriet.
Lo que podía haber sido una historia crítica de la prensa y de los trapicheos que realizan los gobiernos para conseguir lo que sea se convierte solamente en una historia de amor. En fin una comedia/romántica más que podría haber sido mucho más interesante desde el punto de vista político (da más juego).
Lo más On: La señora Kristin Scott Thomas que se come a todo ser que se le pone por delante. Y la primera media hora de la película.
Lo más Off: El personaje de Ewan McGregor. Lo prefiero haciendo de malo como en "Indomable" (2011) o en thrillers como "El escritor" (2010)...las comedias no le sientan bien a Ewan. Y que la historia decae increiblemente.
La verdad es que no espero más del señor Lasse pero si de Ewan. ¡Qué deje las comedias!